Desigualdades, irregularidades, metodologías de trabajo, inaccesibilidad en las plataformas, son algunas de las reflexión planteadas por los educadores de nivel superior. Envían una carta abierta al Gobernador de Entre Ríos Gustavo Bordet.


En este caso el planteo se hace extensivo al propio gobernador de la provincia de Entre Ríos Gustavo Bordet para que reflexione en cuanto a las desigualdades educativas planteadas en estos 200 días de cuarentena que viven los estudiantes.

Es el profesor Marcos Henchóz, quien compartió nuevamente con Vía Gualeguaychú, su preocupación por la educación en lo que ha sido el 2020. Recordemos que durante el año han sido muchisimos los factores que complicaron el normal ciclo lectivo en la provincia. Además de la dificultosa posibilidad que debieron y deben transitar alumno y docentes para llevar adelante una clase y hoy las mesas de exámenes.

Clases virtuales
Crédito: Vía Gualeguaychú

CARTA ABIERTA
Sr. Gobernador. Le escribo desde mi lugar de docente de nivel superior (lo he sido de nivel primario y secundario) y como una persona totalmente comprometida con la educación, con mis estudiantes, con mi formación y con la sociedad (llevo 35 años de trabajo voluntariado). Usted bien sabe que el proceso educativo desde marzo a la fecha solo es posible por el compromiso y la inversión monetaria que realizan los estudiantes (familia) y docentes. No hace falta recordarle que si fuera por la estructura gubernamental, llámese Consejo General de Educación o cualquier otra, la educación entrerriana no se podría desarrollarse. Le escribo con el ánimo a que nos invitemos a verdaderos actos de reflexión para establecer con claridad donde estamos parados y cómo podemos hacer para no continuar, desde el Estado provincial, profundizando las desigualdades que, por cierto, en el ámbito educativo son muchas y muy grandes.

Para el nivel superior, en noviembre, comienzan las mesas de exámenes finales. Le solicito que trabajemos arduamente en un protocolo que posibilite a los estudiantes y docentes a dar exámenes en forma presencial, al menos en uno de los dos llamados del turno venidero. Lamentablemente, siempre hubo abandono y deserción escolar y, también, repitencia aunque en este nivel se prefiere tipificarlo como recursante. Pero ante el covid19 la cuestión educativa se volvió más compleja y dolorosa. Es una situación no deseada por nadie. ¿Sabe usted que parte del abandono y la deserción escolar está relacionado con la falta de tecnología suficiente; la imposibilidad de pago de los servicios de internet; el insuficiente acompañamiento por cuestiones laborales y falta de dispositivos técnicos por parte de las familias?

No es mi intención en esta carta hacerle los múltiples reclamos que como trabajador de la educación podría reclamarle a usted, en representación del cargo que ejerce, como la patronal. Muchos colegas lo vienen haciendo (yo mismo) desde el primer día pero tal como dijera Simón Bolívar hemos “arado en el mar y sembrado en el viento”.

Sr. Gobernador, no permitamos que las palabras del representante por la provincia de Córdoba, Martín Piñero, al referirse a los gobernantes y al mismo Congreso de la Nación, dijera que parecían un “Olimpo, residencia de los dioses que gobiernan… que están muy arriba, de manera que no alcanzan a ver lo que pasa por allí abajo sobre el territorio de la República Argentina ni el eco de sus dolores ni de sus necesidades alcanza hasta ellos”. Por favor, no permitamos que esas palabras sean una realidad. Discúlpeme, se me pasó contarle que esas palabras son de mayo de 1864.

Necesito de su ayuda, señor Gobernador, para explicarles a mis estudiantes que no podemos crear un protocolo, con todas las prevenciones del caso, y que por lo tanto muchos de ellos van a sufrir la perdida de sus derechos a exámenes. Por favor, ayúdeme a explicarle que se pueden practicar deportes de grupo, ir a restaurantes y que los funcionarios públicos provinciales, de a diez o veinte, se sacan fotos para anunciar la promesa de alguna obra pública pero no le podemos tomar, en forma presencial, en las aulas de las instituciones cuando apenas seríamos cuatro personas. Trabajemos en esto. No permita que la historia lo juzgue como un gobernador que profundizó las desigualdades en el ámbito educativo.

Le deseo una buena jornada. Mis más sinceros respetos.
​Marcos Henchoz. Docente.  




Comentarios