Un 36% de la cosecha fue vendido en un mes debido al “dólar soja”, por lo que se espera una baja en el ingreso de las divisas a futuro

Por el "dólar soja" en un solo mes se vendió el 36% de la cosecha. Foto: La Voz.
Por el "dólar soja" en un solo mes se vendió el 36% de la cosecha. Foto: La Voz.

Este porcentaje corresponde a más de 16 millones de toneladas de la oleaginosa.

Según información suministrada por la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, debido al “dólar soja” ya se comercializó un 36% de la cosecha en tan solo un mes, por lo que se espera una importante baja del ingreso de futuras divisas.

El "dólar soja" generó un récord de ventas de la cosecha.
El "dólar soja" generó un récord de ventas de la cosecha. Foto: Che

Este tercio de las ventas responde al valor de un dólar a $200. Pero este lunes pasado, transcurrido el primer día sin la divisa diferencial, la oleaginosa cayó un 25%.

El 36% representa más de 16 millones de toneladas de soja, según los datos de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA). Y lo que se informó es que durante el viernes, se comercializaron 287.575 toneladas.

El problema que surge es que los dólares liquidados estarán haciendo falta en los próximos meses, tal como lo afirma el presidente de la Federación Agraria Argentina (FAA), Carlos Achetoni: “Es sabido que cualquier venta que se hace hoy, faltará mañana. El tema es que lo que haya ingresado se pueda resguardar, para sostener la actividad en la Argentina y se genere un equilibrio de la economía. Porque si lo ingresado se diluye rápidamente, no estará disponible en el futuro y hará que la situación sea más compleja”.

Transcurrido el primer día sin la divisa diferencial, la soja cayó un 25%.
Transcurrido el primer día sin la divisa diferencial, la soja cayó un 25%. Foto: Punto

Incluso el presidente del mercado de futuros Matba-Rofex, Andrés Ponte, sentenció que en los próximos meses se producirá una “retracción en las ventas”, debido al gran adelanto que hubo durante septiembre.

“Lo más lógico, es que se propicien nuevos incentivos para volver a comercializar. Esa mejora del precio en pesos, en realidad no fue un beneficio, sino que se le devolvió al campo algo de lo que se le quita todo el tiempo, con las retenciones y la brecha cambiaria”, esbozó.

Temas Relacionados