Tomás Chancalay pudo haber abierto el marcador en la semifinal de la Copa de la Liga Profesional. El delantero de Racing quedó solo contra Agustín Rossi y no pudo anotar. Zafó Boca.

Una contra rápida del equipo de Fernando Gago dejó solo al ex Colón a campo abierto. Nadie lo pudo alcanzar y solamente dependía de su precisión el primer gol de la tarde en Lanús.

La pelota le quedó para rematar de zurda, su pie menos hábil. El tiro se le fue ancho y fue un alivio para Sebastián Battaglia.

La reacción de Fernando Gago

El DT de Racing no pudo creer la chance que se perdió su equipo.