Los espejos de agua de la provincia de Córdoba se cobran una nueva vida, en un accidente en el que un pescador murió en la tarde del feriado de este miércoles.

Ocurrió en la laguna La Margarita, en Jovita, donde por causas que se investigan un hombre de 70 años cayó al agua al tumbarse su bote, en el que iban también su hijo y su nieta, que lograron sobrevivir.

Al parecer, fuertes vientos sorprendieron a los pescadores, que no pudieron mantener el control de la pequeña embarcación y cayeron a las heladas aguas de La Margarita.

Sobre el desenlace, Carlos Bostico, jefe de Bomberos Voluntarios de Jovita, dijo a Radio Río Cuarto que el hijo pudo salvar a la niña, pero no pudo con su padre.