Por qué detuvieron a Quinteros por el femicidio de Valeria: las inconsistencias en su relato y la confesión final

El cuerpo de Valeria Gancedo fue hallado a 15 kilómetros de la localidad de Oncativo, donde residía la mujer. Estuvo desaparecida durante varios días.

Alejandro Quinteros es el único detenido en el marco de la investigación.
Alejandro Quinteros es el único detenido en el marco de la investigación. Foto: El Doce

El crimen de Valeria Gancedo aún tiene una gran incógnita: dónde fue asesinada la mujer. En tanto, algo que ya parece estar claro y es que el único sospechoso de su muerte es Alejandro Quinteros, expareja y padre de su hijo de sólo 5 años. La declaración del hombre fue clave para su detención.

Una vecina denunció que Valeria Gancedo había desaparecido. La última vez que tomó contacto fue el lunes 27, luego, no supo más de ella. Tras la presentación, la Policía de Oncativo desplegó un operativo de búsqueda y el sábado 2 de diciembre, hallaron su cuerpo sin vida.

Valeria Gancedo tiene 35 años, vive en Oncativo y está desaparecida desde el lunes 27 de noviembre.
Valeria Gancedo tiene 35 años, vive en Oncativo y está desaparecida desde el lunes 27 de noviembre. Foto: Redacción Vía Córdoba

LA DECLARACIÓN DE QUINTEROS, CLAVE PARA EL HALLAZGO DE VALERIA

Según detalló El Doce, el viernes 1, cuando comenzó la búsqueda, efectivos se acercaron a la casa del padre de Quinteros. “Estaba muy tranquilo, pero al preguntarle cosas que podían ser sencillas de responder demoraba en la respuesta o las evadía”, precisó una fuente de la investigación al medio.

Alejandro Quinteros es el único detenido en el marco de la investigación.
Alejandro Quinteros es el único detenido en el marco de la investigación. Foto: El Doce

Señaló que la frase “No me acuerdo” se repitió en varias oportunidades y que los investigadores comenzaron a detectar que “mentía y se contradecía mucho, no podía cerrar una frase coherente”. Con el correr de las horas, el femicida empezó a ponerse nervioso.

Fue en ese contexto, que no pudo continuar con su postura y, con un amigo como abogado defensor, pidió hablar con el fiscal Manuel Ayán, a cargo de la investigación, y confesó lo que había hecho. Incluso, confesó que el cuerpo de Valeria estaba en un campo de su familia, ubicado cerca de Impira, a 15 kilómetros de Oncativo. Tras esto, el letrado se apartó y Quinteros quedó detenido.

El lugar donde apareció el cuerpo de la mujer.
El lugar donde apareció el cuerpo de la mujer. Foto: Drone de El Doce

UNA INCÓGNITA: DÓNDE ASESINARON A VALERIA GANCEDO

Previo a la confesión, la Policía fue a la vivienda de Valeria para saber si había ocurrido un crimen en el lugar. Sin embargo, nada indicó que así fuera. “No había nada”, aseguró la fuente.

La casa estaba decorada para el cumpleaños de su hijo de 5 años. Incluso, la familia de Valeria iba a viajar de Santiago del Estero a Córdoba para presenciar esa celebración. Sin embargo, el evento no ocurrió, y ese mismo día se confirmó el trágico suceso.

Tras esto, Quinteros fue trasladado a la cárcel de Bouwer y se esperan los resultados de la autopsia. A partir de allí, su imputación cambiará a homicidio doblemente calificado por mediar vínculo y violencia de género.

Temas Relacionados