En barrio Ciudad Evita de la Capital, un grupo de delincuentes se hicieron pasar por policías en un supuesto allanamiento. Ingresaron a la casa de una joven de 26 años sin forzar nada y se llevaron teléfonos celulares y plata.

Ocurrió el martes por la noche, los ladrones le mostraron a la damnificada un oficio judicial falso para entrar en la casa sin complicaciones. Los hombres, contaban con chalecos policiales y barbijos.

La mujer les abrió, pero rápidamente la situación mutó en un robo: armados, la despojaron de algunos celulares y 200 pesos, indicó una fuente a La Voz.

La víctima por suerte no recibió ninguna lesión. Los supuestos policías que le robaron se dieron a la fuga.