Los vecinos de Villa Páez y Alberdi llevan casi tres semanas conviviendo con las aguas servidas, causadas por el desborde cloacal. La zona fue declarada en emergencia sanitaria y ambiental, y la Municipalidad de Córdoba asiste a las personas del lugar. Según los registros, hubo más de 700 consultas médicas vinculadas a la situación.

//Mirá también: Algo huele mal en Córdoba: el padecimiento de los vecinos de Alberdi, por las cloacas

De estas consultas, cinco personas notificaron reacciones alérgicas, 28, casos de rinofaringitis y 35, casos de gastroenteritis. Precisaron que, todos los pacientes fueron asistidos en los dos campamentos de salud montados en el centro vecinal de Villa Páez y en barrio Marechal.

“Desde el día 10 de octubre a la fecha, personal de la Secretaría de Salud municipal relevó a 1.608 vecinos (1.174 adultos y 434 niños) entre los que se realizaron 342 prestaciones de enfermería y 369 prestaciones médicas, totalizando 711 consultas atendidas”, señalaron desde Comité de Emergencia Municipal (CEM).

//Mirá también: Una solución al desborde cloacal en Alberdi podría llegar dentro de dos semanas

Vecinos de la zona apuntaron que hubo un fuerte aumento de casos de gastroenteritis en la zona en los últimos días. En tanto, como parte del operativo sanitario, el municipio entregó 889 kits sanitarios (con lavandina, detergente, tapabocas, alcohol y jabón de tocador) a través de los promotores de salud.