La Semana Mundial de la Lactancia Materna, que se desarrolla hasta el 7 de agosto, tiene por objetivo promover una lactancia materna prolongada, resaltando los beneficios que esto trae tanto para el crecimiento del niño como para la construcción de un vínculo afectivo con su madre.

Bajo el lema Fundamentos de vida, la Alianza Mundial pro Lactancia Materna (WABA) se centrará en focalizar su mensaje en la lactancia como la base para una buena salud para toda la vida para bebés y mamás.

En la actualidad, más del 70% de las mujeres se valen de productos como el sacaleche para poder extender su período de lactancia o por la imposibilidad de amamantar a su hijo en horario de trabajo.

"La lactancia es una de las etapas más importantes de la maternidad ya que, al succionar, el bebé no sólo cubre su necesidad fisiológica primaria, sino que representa un momento de refuerzo en la relación con su madre", señalaron profesionales del Observatorio Chicco, empresa que para impulsar la lactancia materna desarrolló un sacaleche manual con un mecanismo de tecnología de diafragma, copa redondeada, que se sujeta mejor al pecho, un mango ergonómico y antideslizante y pocas piezas para un fácil ensamble y rápida limpieza, que permita brindarle a la madre más efectividad, delicadeza, confort y practicidad.

La lactancia materna protege a las mujeres de posibles hemorragias y depresión posparto, cáncer de ovario y mama, infarto y diabetes de tipo 2. Un estudio realizado en Estados Unidos ha demostrado que mejorar las cifras de lactancia materna en el mundo podría prevenir unas 20 mil muertes maternas por cáncer de mama al año.

"La lactancia materna es la forma natural de alimentar a nuestros hijos e hijas y, salvo excepcionales casos, la inmensa mayoría de las mujeres están preparadas para poder amamantar si reciben el apoyo adecuado en el momento oportuno. Si permiten que sus hijos e hijas se alimenten a demanda, su cuerpo regulará la cantidad y tipo de leche que su hijo o hija requiere", asegura Luisina Troncoso, puericultora docente y autora del blog Mamá sabe bien.

Elegir entre lactancia natural o lactancia mixta con biberón no es lo más importante, lo realmente importante es que coma y crezca sano. La lactancia materna es una experiencia única para la madre y el bebé, creando además un vínculo muy especial entre ellos. Pero como todas las experiencias, hay madres que pueden sufrir algún tipo de dificultades e impedimentos y no poder hacerlo.

Beneficios de la leche materna

• Posee gérmenes que colonizan el intestino del bebé, generando una flora “buena”, que lo protege para toda la vida.

• Contiene inmunoglobulinas que protegen al bebé contra infecciones.

• Tiene sustancias que mejoran el cerebro y la visión.

• Se han visto coeficientes intelectuales mayores en bebés amamantados.

• Un estudio de la revista Lancet de 2016 sostiene que la lactancia materna disminuye 820 mil muertes de niños anuales.

• Otro estudio asegura que la lactancia materna reduce también 20 mil muertes anuales de madres por cáncer de mama.

• A los bebés los protege a largo plazo, contra la obesidad, contra el aumento del colesterol y la diabetes.