La Municipalidad de Córdoba anunció que dispondrá de unas 130 personas para cubrir los operativos de control durante este sábado, domingo y lunes. Y con el objetivo de garantizar el cumplimiento de los protocolos del COE durante el Día del Amigo.

Las autoridades, a nivel municipal y provincial,  insisten en "apelar a la responsabilidad social" de los cordobeses para que el 20 de julio se respeten los disposiciones de prevención, y se cumplan los horarios de apertura y cierre de bares acordados con el COE ante la pandemia de coronavirus.

Para cumplir con el distanciamiento social, las personas deberán tener reservas para ingresar a bares y restaurantes, los locales trabajarán con el 50% de su capacidad y sólo podrán asisitir un máximo de cien personas por establecimiento.

Las mesas en cada comercio pueden reunir un máximo de seis integrantes y no se permite el contacto físico con otros ocupantes.