Estacionada en la zona del Hotel de la Cañada, llamó la atención de decenas de cordobeses que no pararon de sacarle fotos. La historia de por qué llegó acá y quién la alquiló.


En Córdoba, muchas cosas te sorprenden a diario. Sus calles son una fuente de la que salen miles de personajes, anécdotas y sobre todo, historias.

Y eso fue lo que pasó este miércoles en las puertas del Hotel de la Cañada, ubicado a la vera de este ícono de la ciudad con la presencia nada menos que de la denominada “Super Bestia”, una limusina de alquiler de 12 metros de largo, para 16 personas, doble techo corredizo eléctrico, 10 ventanillas eléctricas, puertas elevadizas, suspensión neumatica a control remoto, entre otros chiches.

El vehículo pertenece a Johnny Limusinas, una empresa de Buenos Aires que se encarga de alquilar este tipo de movilidad para fiestas y paseos y que cobra, en el caso de este rodado, hasta 12.500 pesos por una hora.

El propietario de la compañía, que por supuesto se llama Johnny la trajo a Córdoba para trasladar nada menos que a una pareja de novios que son sus amigos, y llevarlos desde la Capital nada menos que hasta Laguna Larga, lugar donde contrajeron enlace Nicolás y Candelaria.

La Super Bestia, la limusina de alquiler en Córdoba que llegó desde Buenos Aires para un casamiento.

En diálogo con Mitre 810, el hombre confirmó que conoce al novio y por eso decidió traer a la provincia a “la joya” de su empresa.

“De Córdoba a Laguna Larga me pararon tres controles de la Caminera, ninguno era para pedirme papeles, sólo querían sacarse fotos con la Super Bestia, se metieron adentro y todo”, dijo entre risas el empresario.

“La fiesta va desde acá hacia otro lugar y luego seguimos en Zebra esta noche en Carlos Paz”, dijo Nicolás, el hombre que iba a casarse, quien confesó que armaron todo con su novia en una semana.




Comentarios