"La institución rural de nuestra ciudad deja asentado su firme convicción de que una determinación como esta, por parte del gobierno nacional, puede terminar provocando problemas más graves", expresaron desde la entidad.


El anuncio de la intervencion por parte del Estado Nacional a la empresa cerealera Vicentín, generó un sinfín de opiniones de todos los sectores. Héctor Reniero, presidente de la Sociedad Rural de Chajarí, dijo que “se encendieron rápidamente las alarmas”, ante la medida.

En tal sentido, el dirigente agregó que “La intervención de la cerealera y aceitera, como el consecuente proyecto de ley para expropiarla, generan una gran preocupación”, según informó Chajarí Al Día.

Profundo rechazo
Desde la institución rural, manifestaron su “profundo rechazo” y Reniero expresó que “el posible proyecto de ley para estatizar empresas privadas no es el camino”. “Sostenemos que no son métodos estos para la solución de ninguna empresa y menos con la intervención del Estado en algo que no le corresponde y menos aún con la utilización del erario público”, manifestó Reniero.

“De esta manera, la institución rural de nuestra ciudad deja asentado su firme convicción de que una determinación como esta, por parte del gobierno nacional, puede terminar provocando problemas más graves a mediano o largo plazo”, expresaron finalmente desde la entidad rural.




Comentarios