Cuenta con juegos didácticos, imágenes infantiles, un altímetro para que los niños y niñas puedan medir su altura.


Con la iniciativa de generar espacios amigables para los niños y niñas se inauguró la nueva sala de espera pediátrica en el HDPD.

La misma cuenta con juegos didácticos, imágenes infantiles, un altímetro para que los niños y niñas puedan medir su altura.

Con esta propuesta, el equipo de Crianza en Tribu propone una sala de espera lúdica incentivando a niños y adultos el uso innecesario de celulares y tablets ya que el uso de la tecnología desde la niñez tiene consecuencias negativas para el niño, desde lo adictivo y lo cognitivo.

De esta manera se ofrece un espacio de juego libre sin pantalla estimulando la imaginación, la creación, que siempre favorece el estado de salud para los/as chicos/as.

El acondicionamiento de esta sala fue posible gracias a la colaboración de la empresa Murchison.

Cuidemos este hermoso espacio entre todos.




Comentarios