El municipio de El Calafate, principal destino turístico de Santa Cruz que entró en cuarentena el 17 de marzo pasado cuando se confirmó el primer caso de coronavirus en la provincia, decretó hoy medidas económicas y sociales para todos los sectores afectados en su actividad al extenderse el aislamiento.

El intendente Javier Belloni detalló en un video publicado en Facebook las medidas contenidas en el decreto 142/2020, que exceptúa por el plazo que dure el aislamiento social obligatorio del pago del impuesto inmobiliario a las familias con ingresos formales acreditados menores a $40.000 y que cuenten con una sola propiedad destinada a vivienda unifamiliar .

La medida favorece además a todos los establecimientos comerciales que no pueden ejercer su actividad, los que por el decreto municipal recibirán la devolución de lo abonado en concepto de habilitación o renovación comercial en forma de crédito fiscal, de forma proporcional a los días que estuvieron cerrados por esta circunstancia.

Además, los transportes turísticos de pasajeros habilitados en la Municipalidad de El Calafate no pagarán patente por el lapso que dure el aislamiento.

intendente Héctor Javier Belloni

El decreto posterga además el pago de cuotas de terrenos, viviendas, derechos, planes de pago, refinanciamientos y todas las obligaciones contractuales para con el municipio y suspende el cobro de intereses a los contribuyentes que tengan obligaciones fiscales con la comuna.

También destinará$5.000.000 del presupuesto del Ente Mixto para asistir a los comerciantes y prestadores de servicios que quedaron inhabilitados a ejercer su actividad, para que hagan frente a los intereses de créditos contraídos.

En cuanto a los trabajadores municipales, al cerrarse la paritaria "se otorgará un 20% de aumento, retroactivo al 1° de marzo, y otro 10% en el mes de septiembre", como así también un bono de $5.000 a todo el personal municipal afectado a tareas durante esta emergencia sanitaria, como los recolectores y personal de desarrollo social.

Belloni dispuso además que "se renuevan los contratos de todo el personal afectado al cobro de ingreso al Parque Nacional".

Intendente Javier Belloni

El decreto municipal autoriza la salida y regreso de personas por razones médicas, siempre que no puedan recibir atención en la localidad y también en casos expresamente autorizados por el comité asesor interinstitucional coordinado por la comuna.

Igualmente, podrán salir e ingresar a la localidad, por razones médicas, las personas de los establecimientos rurales del suroeste, que acceden a El Calafate por Rutas 15 y 11.

La medida municipal fija de 10 a 17 el horario de atención al público con guardias mínimas, en ferreterías y veterinarias, y anticipa la creación de un área de control de precios municipal.