La estatua que homenajeaba a Carlos Gardel en la zona céntrica de Bahía Blanca fue retirada del lugar en las ultimas horas.

El monumento se encontraba a pocos metros del Hotel Muñiz, en la primera cuadra de calle O’Higgins, desde mediados del 2011. La misma era visitada por los turistas que recorrían el centro bahiense y aprovechaban a sacarse fotos.

Desde su instalación, fue víctima de varios hechos vandálicos, entre ellos el corte de una oreja, la rotura de un brazo y la nariz y el robo del sombrero. El último episodio fue su decapitación a principios de marzo del año pasado. 

Tal como publica Telefé Noticias, la estatua será reconstruida e instalada en otro sector y se realizaría una nueva figura para colocar en calle O’Higgins.