Superó por 97 a 95 a Boca Juniors, con un volcada de Fausto Ruesga sobre el final. Así lo definió.


Tal como sucediera ante San Martín de Corrientes, Bahía Basket logró una victoria agónica como local, en esta ocasión fue 97 a 95 sobre Boca Juniors con una volcada de Fausto Ruesga a falta de 8 segundos para el final.

Con un gran primer tiempo que terminó 53 a 40, el equipo de nuestra ciudad estaba encaminando el partido, pero el tercer cuarto tuvo una merma del equipo bahiense y Boca se metió en partido.

El visitante se llevó el cuarto por 12 puntos, y licuó la diferencia favorable a los de Pisani. Para los últimos 10 minutos el partido estaba 70 – 69, no parecía por lo hecho en los primeros 20 minutos que Bahía volvería a sufrir para ganar.

A falta de 5:18 del final, Boca pasó al frente por primera vez y a falta de 1 minuto para el cierre del partido ganaba 95 a 92, parecía que el Xeneize se llevaría la victoria.

Pero Weatherington, que tuvo una gran noche como tirador (5/8 en triples), convirtió de larga distancia para igualar en 95.

El local recuperó la bola a 31 segundos de la chicharra e hizo correr el balón. Caio probó de 3 al límite de la posesión y luego que la pelota rebotara en el cilindro desde atrás llegó Ruesga para enterrar la pelota y darle el triunfo a Bahía Basket.




Comentarios