Este viernes, la justicia declaró culpable a Roberto Narvaja, ex pareja de Virginia Eliseche, quien estaba detenido con prisión preventiva desde octubre de 2019 y fue condenado a cinco años de prisión por coacción, amenazas, violación de domicilio, desobediencia y lesiones leves calificadas.

El calvario de Virginia: "Me aflojó toda la dentadura de una piña"

Antes del juicio, Eliseche había relatado a Vía Azul que desde la cárcel seguía acosándola: “Lo último que hizo fue hace cuatro días atrás que posteó en uno de sus tantos Facebook cosas de mí. O sea no pone mi nombre pone ‘la loca’ y nombra mi laburo que nadie me quiere, y que seguro estaba borracha cuando publiqué algo en mi muro sobre la visitas de los presos que fue hace cinco días atrás, que puse que no deberían recibir visitas ya que nosotros la población común estamos también encerrados y sin ver a nuestras familias”.

Virginia Elisecheweb

Eliseche estuvo en una relación de casi tres años con Narvaja y ya realizó diez denuncias por amenaza de muerte, romper las perimetrales y lesiones agravadas. A pesar de estar detenido, Narvaja la seguía acosando desde la cárcel.

En el juicio, los jueces interpretaron que la víctima “ha sufrido a lo largo del tiempo múltiples situaciones de maltrato emocional, psicológico y físico dentro de un constante y creciente despliegue de violencia y afectación contra la integridad personal y la dignidad de la víctima, seriamente perjudicada en su condición de mujer y madre de niños propios que residían en el mismo ámbito de convivencia”

Ni siquiera durante su declaración en el debate fue capaz Narvaja de valorar la entidad de una orden judicial en el marco de la convivencia social” y agregaron: A ello se le suma  la postura del encausado de endilgar a la víctima la exclusiva y absoluta responsabilidad de todo lo que a él le ocurría”.