A menos de una semana de instalados los nuevos juegos junto al Skate Park se llenaron de chicos. A pesar del pedido del municipio para que no sean utilizados, la falta de control hizo que este lunes pareciera una tarde normal sin cuarentena. 

Está claro que la mayor responsabilidad sobre el cuidado de los chicos la tienen los padres, pero si en plena pandemia el municipio instala nuevos espacios recreativos que no se pueden usar el mensaje se torna confuso.

La llegada de los juegos es una GRAN (y esperada) noticia, pero probablemente no sea el momento si no se realizan controles para evitar las aglomeraciones en tiempos de COVID. 

La semana pasada, el municipio de Azul colocó juegos de gran porte en la plaza ubicada en la entrada del Barrio Guemes, y los tres restantes se colocarán en Plaza Alsina, en el sector de juegos del Balneario y uno más grande en el Parque Municipal.

EL PEDIDO DEL MUNICIPIO

Al mismo tiempo que se instalaron, el propio jefe de gabinete, Alejandro Vieyra, fue a recorrer el lugar y pidió a los azuleños que no los usen durante la pandemia.

"Estamos poniendo los juegos hoy, a pesar de que en este tiempo les pedimos que nos lo usen, apelando a la responsabilidad social especialmente de los chicos que son los que más nos enseñan y también de los padres. Fundamentalmente lo que tenemos que tener hoy en cuenta es el momento de empezar a pensar en el futuro. No nos podemos quedar con estos juegos que se deterioran si uno nos los pone", afirmó Vieyra hace unos días.

La semana pasada Vieyra supervisó la instalación de los juegos junto al Skate Park.

Lamentablemente, con el pedido no alcanza. El buen tiempo y el calor incentivan a la gente a salir de su casa y se repiten escenas como estas en el Parque Municipal como en el Balneario.