Javier Azcué, técnico en balística, fue terminante con su testimonio durante el juicio por la muerte de Fernando Pastorizzo.


Con el fin de demostrar si hubo o no alevosía por parte de Nahir Galarza al asesinar a Fernando Pastorizzo, el fiscal Sergio Rondoni Caffa citó a declarar a Javier Azcué, perito en balística de la Policía de Entre Ríos que complicó más a la joven imputada.

“Señor Azcué, ¿es probable que una persona dispare un arma de manera accidental dos veces?”, le consultó Rondoni Caffa al técnico, quien no titubeó en su respuesta.

“En mis años de experiencia jamás vi o me enteré de que a una persona se le escaparan dos tiros de manera involuntaria”, aseguró Azcué este martes en Gualeguaychú. 

Javier Azcué, el perito en balística que complicó más a Nahir Galarza. Foto: José Almeida

Al respecto de sus conjeturas, Azcué argumentó: “Me pasó de conocer o de presenciar casos de tiros accidentales. En ese momento la persona suelta el arma, se le cae, se asusta”.

En tanto, el propio Azcué también ratificó que el primer disparo fue mientras los dos estaban arriba de la moto y que ingresó por la espalda y salió por la tetilla derecha.“La persona que efectuó el disparo tuvo que bajar del rodado, caminar y ubicarse justo frente al cuerpo. Acercó el revolver a menos de 50 centímetros y volvió a disparar”, analizó el técnico.

Consultado sobre si una persona que nunca agarró un arma podría disparar, volvió a ser contundente: “Está claro que una persona que no tiene conocimientos, no va a saber cómo disparar”. Este testimonio va en sintonía con lo dicho días atrás por Sol Martínez, íntima amiga de Nahir que remarcó que la adolescente tenía conocimientos de armas. 

La jornada marcó un antes y un después en el juicio a Galarza, ya que todos los peritos que analizaron el cuerpo de la víctima, el movimiento de las balas y la cronología de los hechos declararon a favor de la querella y en contra de la joven estudiante de abogacía, quien no asistió al recinto.

“Resultado negativo”, fue el diagnóstico brindado por las bioquímicas Mariela Sánchez y María Taleb, quienes determinaron el grado de alcohol y drogas en orina y sangre en el cuerpo de Fernando. De esta manera, descartaron lo sostenido por el entorno de Nahir, en el cual afirman que Pastorizzo era drogadicto y alcohólico,

Así las cosas, el juicio se retomará este jueves con las declaraciones de los peritos psiquiátricos y psicólogos que atendieron y trabajaron con Nahir.




Comentarios