El presidente Alberto Fernández elogió este viernes algunas de las iniciativas que impulsa el dirigente social Juan Grabois para poblar zonas rurales, aunque advirtió que "el método no es ocupar campos".

"Ideas como sacar a la gente de los centros urbanos donde viven hacinadas y en malas condiciones y llevarlas al campo para que puedan desarrollarse cultivando la tierra, produciendo, haciendo una producción ecológica, de verduras, de alimentos, me parece que es muy valioso y la verdad que deberíamos promoverlo eso y deberíamos trabajar mucho más en eso", planteó el primer mandatario en declaraciones a radio 10.

Luego aclaró que "el método no es ocupar campos". "Eso lo tengo claro y también lo tiene claro Grabois porque la verdad que él estaba recibiendo un campo de alguien que se lo cedía, tampoco lo estaba ocupando. Pero evidentemente ahí hay un conflicto familiar", dijo en referencia con el campo de la familia Etchevehere, que abandonaron en la víspera los militantes de ese dirigente social tras una orden de la Justicia.

Grabois en La Rural. (Foto: Clarín)

El presidente Fernández se pronunció tras el duro reclamo que expresó Grabois frente al reves judicial que ordenó que los militantes de su espacio abandonen el predio Casa Nueva, en Entre Ríos, donde habían puesto en marcha el Proyecto Artigas junto a Dolores Etchevehere, la quien mantiene un conflicto hereditario con su hermano Luis Miguel, el ex secretario de Agroindustria del gobierno de Mauricio Macri.

A través de una carta pública, Grabois reclamó: "Al presidente Fernández, al gobernador (Gustavo) Bordet, al gobernador (Axel) Kicillof, a los poderes institucionales de la democracia, les pedimos que dejen de ceder ante el poder fáctico".

Lejos de polemizar, el Jefe de Estado salió esta mañana a destacar las intenciones del referente del Movimiento Social de Trabajadores Excluidos (MTE), que además es conocido por sus frecuentes contactos con el papa Francisco.

"Efectivamente hay muchas tierras del Estado nacional, de las provincias, que nosotros deberíamos pensar en permitir que se le entreguen a quienes quieran realmente producirlas. Yo estoy muy decidido a apoyar todo eso donde hay una vocación social a volver a lo ecológico, a la producción donde no hay riesgo de contaminantes. La verdad que en esos términos es muy importante que podamos trabajar y podemos hacerlo", dijo Fernández.

Y completó: "Soluciones de ese tipo sirven mucho, permiten sacar a la gente del hacinamiento de zonas superpobladas como Rosario, como el Gran Buenos Aires, como el Gran Córdoba, como el Gran Bariloche, y darles tierra para que produzcan algo que hoy también es socialmente muy demandado, que es el alimento producido ecológicamente. Son todas cosas que se puede hacer, que tienen un mercado y que le podrían dar a la gente la posibilidad de vivir dignamente".

Sin embargo, se ocupó de remarcar “nadie, absolutamente nadie” en el gobierno nacional “promueve tomas de tierras”.

Por la corresponsalía de Buenos Aires.​