Tenía 91 años y falleció de una insuficiencia cardíaca, pero luego dio positivo a coronavirus.


Tras la muerte de uno de los residentes de un geriátrico de Temperley, todos los adultos mayores y el personal del hogar fueron aislados y la policía controla el perímetro del lugar, en la calle Carlos Guido Spano al 770.

El hombre que murió tenía 91 años y sufrió el jueves una insuficiencia cardíaca, pero luego de ser hisopado dio positivo para Covid-19, por lo que se procedió a aislar a todos quienes habían tenido contacto con él, un total de 72 personas.

El operativo de custodia del edificio, con policía local, se mantiene las 24 horas al menos hasta la semana que viene, cuando se tendrán los resultados de los hisopados de los 56 residentes y 16 trabajadores del geriátrico.

El jueves, el anciano de 91 años fue trasladado desde el geriátrico “Virgen de los Milagros” hasta un centro de salud por una insuficiencia cardíaca. Los médicos intentaron salvarlo, pero murió en el lugar. Por eso, tampoco se descarta que haya contagiados en el hospital.

Según cifras del Ministerio de Salud de la Ciudad de Buenos Aires, son 46 los adultos mayores que perdieron la vida por la pandemia. Los focos de infección en los geriátricos, junto con las barrios vulnerables, elevaron la cantidad de contagios en las últimas semanas.




Comentarios