El abogado de la vicepresidenta consideró correcta la decisión del organismo dependiente del Poder Ejecutivo Nacional.


Carlos Beraldi, abogado Cristina Fernández de Kirchner, consideró correcta la decisión de la Oficina Anticorrupción (OA), organismo dependiente del Poder Ejecutivo Nacional, de retirarse de la investigación de dos causas judiciales, por considerar que “nunca debió haber sido querellante”. La oposición, a su vez, cuestiona al presidente Alberto Fernández, al que acusa de ceder en la lucha contra el fraude en beneficio directo de su compañera de fórmula.

Además, los diputados de Juntos por el Cambio (JPC) Jorge Enríquez, Graciela Ocaña, Waldo Wolf, Fernando Iglesias —del PRO— y Alvaro Lamadrid —de la UCR—, entre otros, denunciaron ante la Justicia al jefe de la OA, Félix Crous, por supuesto incumplimiento de los deberes de funcionario, prevaricato y retardo de justicia, por su decisión de retirar al organismo de los juicios orales de Los Sauces y Hotesur contra la familia Kirchner.

(Foto: JUAN MABROMATA / AFP)

Crous, por su parte, ratificó la decisión de centralizar los esfuerzos del organismo “en la prevención de la corrupción” y destacó que esta tarea “se volvió todavía más urgente” en medio del contexto de la pandemia de coronavirus, ya que se realizan “compras con requisitos más flexibles”.

“La OA tiene que afectar su mayor capacidad a los temas de prevención y planificación respecto a la prevención de la corrupción”, sostuvo el funcionario nacional.

¿Sí o no?

Crous, cuyo cargo es secretario de Ética Pública, Transparencia y Lucha contra la Corrupción, aseguró que con el presidente Fernández coincidieron en que “había sido muy recargada la fase de investigación judicial” del organismo y señaló que “esa no es específicamente la tarea” de la OA. “Cuando me convocó a ser el titular de la OA, Alberto me pidió que lo ayude y la mejor forma de hacerlo es trabajando bien. Nosotros nos dedicamos a lo que nos tenemos que dedicar, que es la prevención de la corrupción mediante diversas medidas“, remarcó.

Sin embargo, el secretario general de la Presidencia, Julio Vitobello, aseguró que el Presidente de la Nación “se enteró por los medios” de la decisión de la OA de dejar de ser querellante en ambas causas. De esta manera, señaló que el mandatario no tiene nada que ver con la determinación de un organismo que depende del Gobierno.

La decisión de la OA, organismo que se convirtió en querellante en ambas investigaciones cuando estuvo al frente la macrista Laura Alonso, decidió esta semana desligarse de las causas, lo que provocó un duro repudio de JPC, el principal espacio opositor, que ha hecho bandera de la lucha contra la corrupción y, en particular, de aquellas causas en que está involucrada la expresidenta de la Nación (2007-2015).

(Foto: Federico López Claro)

Beraldi, abogado de la actual presidenta del Senado, consideró que, “desde el punto de vista procesal”, la participación de ese organismo “no tuvo impacto en el expediente” judicial. “No tiene sentido que dos organismos del Estado, la OA y la Unidad de Información Financiera (UIF), actúen simultáneamente como querellantes en una causa. Si de lo que se trata es de representar al Poder Ejecutivo, basta con un organismo”, argumentó el letrado.

Al ser consultado sobre por qué durante el gobierno de Mauricio Macri la OA había solicitado ser querellante en este proceso, Beraldi remarcó: “Aprovechaban su participación en la causa para alimentar títulos en los diarios“. Y agregó: “Se metieron en el expediente con fórceps para presentarse ante los medios y quedar como que perseguían la corrupción, cuando los actos de corrupción del gobierno de Macri no eran perseguidos“.

La decisión de la OA de desistir como querellante en el futuro juicio oral que se realizará por las causas “Hotesur” y “Los Sauces“, en las que están procesados la vicepresidenta y sus hijos, Máximo y Florencia, fue comunicada al Tribunal Oral Federal 5.

En relación con el avance de este proceso, Beraldi dijo que “se ofrecieron pruebas” y que están “en la previa de que se fije fecha de audiencia, o sea de comienzo del juicio” oral y público contra la familia Kirchner.

Entusiasmo perdido

En este contexto, el diputado y presidente del radicalismo, Alfredo Cornejo, lamentó la decisión de la OA y criticó al presidente Fernández. “Nos entusiasmamos en que Alberto Fernández era distinto a Cristina Kirchner, pero vemos que se impone lo que piensa ella. Él está muy cómodo con Cristina”, se quejó el exgobernador de Mendoza.

Al respecto, Cornejo dijo que “hay un pacto de impunidad”, ya que “el Estado deja de ser querellante en dos causas emblemáticas que vinculan a Cristina, dos causas que están muy avanzadas”.

Además, Cornejo, que es vicepresidente primero de la Cámara de Diputados evaluó: “En el gobierno anterior la OA investigó parcialmente. En otro país no se necesitaría, si la Justicia no se dejara amedrentar por el poder político de turno. Sería bueno que al titular de la OA lo elija la oposición”.

(Foto: REUTERS/Agustin Marcarian)

También Patricia Bullrich cuestionó la decisión de Crous porque, a su criterio, apunta a “querer salvar” a la vicepresidenta.

“Lo de la OA es algo grave. El hecho de que todo el organismo técnico haya decidido no seguir al responsable del organismo y que el director lo haga igual muestra que tiene una acción meramente política, de querer salvar a la vicepresidenta de los casos por los que está siendo querellada”, aseguró.

Y concluyó: “Va en camino a ir poniendo todos los días un elemento nuevo en este intento de consagración de la impunidad que vienen construyendo“.

Por la corresponsalía de Buenos Aires.




Comentarios