Las mujeres han logrado verdaderos avances en la sociedad, sin embargo queda mucho para hacer realidad la igualdad entre hombres y mujeres. Lejos de tratarse de un día festivo cada 8 de marzo, "Día de la Mujer", tiene como origen un hecho histórico e ideológico en el cual quedó en evidencia la profunda desigualdad de género. 

El 8 de marzo de 1908 murieron 129 mujeres en un incendio en la fábrica Cotton, de Nueva York, luego de que se declararan en huelga con permanencia en su lugar de trabajo. El motivo era la búsqueda de una reducción de jornada laboral a 10 horas, recibir el mismo salario que los hombres por realizar las mismas actividades y denunciar las malas condiciones de trabajo.

El dueño de la fábrica ordenó cerrar las puertas del edificio para que las mujeres desistieran y abandonaran el lugar. Sin embargo, el resultado fue la muerte de las 129 obreras que se encontraban en el interior de la fábrica.

Mujeres fabrica Cotton

En 1977 la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) designó oficialmente el 8 de marzo el Día Internacional de la Mujer. En el año 2011, se celebró el centenario de la celebración, con la premisa de Igualdad de Género y el Empoderamiento de la Mujer (ONU mujeres).

"El Día Internacional de la Mujer es un buen momento para reflexionar acerca de los avances logrados, pedir más cambios y celebrar la valentía y la determinación de las mujeres de a pie que han jugado un papel clave en la historia de sus países y comunidades".

Organización de las Naciones Unidas

La ONU denomino el tema de este año "Soy de la Generación Igualdad: Por los derechos de las mujeres", siguiendo los pasos de la campaña de ONU Mujeres con el mismo nombre, "Generación Igualdad". Se espera que este año sea decisivo para las mujeres y niñas de todo el mundo.