Por evasión de impuestos en Río Negro, Máxima Zorreguieta, reina de Holanda, está en la mira. En Catastro no quedaron acreditadas las reformas que realizó en la "Estancia Pilpilcura", ubicada a orillas del río Pichileufu, a 75 kilómetros de Bariloche, por lo que no paga los impuestos inmoviliarios.

El predio esta conformado por 3.000 hectáreas y en él se construyó un "hotel íntimo de sólo cinco habitaciones", detallan en la web del establecimiento. Pero según denuncia la periodista Susana Lara en una nota publicada en El Cohete a la Luna, esta construcción no fue declarada. 

Así es la Estancia Pilpilcura.

Además, el lugar tampoco está inscripto como prestadora turística en Pilcaniyeu. En la misma línea, denuncian que ninguna de las tres propiedades que están a nombre de la Reina Máxima tienen declaradas por lo que no figuran el en registro público de Catastro.

Desde el Gobierno rionegrino, confirmaron a Diario Río Negro que la propiedad no paga impuesto Inmobiliario ya que no fueron declaradas las construcciones. El hotel está a nombre de los hermanos de Zorreguieta, Juan e Inés. En 2016, el presidente Mauricio Macri, visitó a la Reina de Holanda en la estancia.

Con respecto a esta situación, el medio español Vanitatis informó que Attje Kuiken, diputado del partido holandés PvdA, pidió al primer ministro holandés, Mark Rutte, que esclarezca la situación.

"Solemos ver cómo la gente más rica del mundo se las ingenia de todas las maneras posibles para contribuir a la sociedad tan poco como sea posible. Nuestra familia real no debería formar parte de eso, sino dar un buen ejemplo. En consecuencia pido al Primer Ministro una inmediata aclaración sobre lo que está ocurriendo aquí", dijo Kuiken.