Días atrás se conoció la historia de Héctor Chichiri, un conocido ciudadano de "El Cóndor", el encargado de la diversión de los más chicos en el parque Baby Park, siendo que trabaja en la calesita, lugar donde los niños se acercan para sonreír y pasarla bien.

No obstante, si bien su vida está llena de sonrisas sinceras por parte de los chicos, llegó la pandemia que azotó al mundo y dejó a muchas personas sin sus ingresos diarios. Tal fue el caso de Héctor, quien actualmente pide ayuda para poder subsistir.

A los 79 años, Chichiri se vio obligado a reinventar su trabajo, siendo que los espacios públicos permanecieron cerrados durante al menos 4 meses, y comenzó a vender pelotas inflables.

Tiene 79 años, es dueño de un parque de niños y solicita ayuda para realizar un protocolo de salud para su trabajo

No obstante. en el marco de más de 200 días de encierro, el hombre no solo necesita volver a la plaza, sino también a recibir el cariño de los niños.

Ante esto, el hombre contó que  en los últimos días inició un reclamo y solicitud para que alguien del gobierno municipal o provincial se contacte con él y le confirme su continuidad en el predio de la colonia en El Cóndor para este próximo verano.

Tiene 79 años, es dueño de un parque de niños y solicita ayuda para realizar un protocolo de salud para su trabajo

"Yo le estoy eternamente agradecido a los vecinos y vecinas. No puedo pedirles nada. Pero me gustaría que alguien se acercara en forma oficial algún político a preguntarme si estoy bien, si necesito algo, si tengo agua o si me hace falta cualquier cosita", sostuvo Héctor en diálogo con Gerardo Campos.

Por su parte, el hombre en paralelo a la solicitud, tramita un subsidio en el marco de la ayuda económica que recibirán las actividades comerciales por parte del Gobierno provincial para pagar los seguros y deudas que se generaron en el contexto de pandemia.