Ocurrió en Campo Gallo. Una fiscal lo imputó por profanación de restos y propagación de enfermedades contagiosas.


Un hecho macabro ocurrió en la localidad santiagueña de Campo Gallo. Un joven entró en un cementerio y se filmó con una calavera en sus manos. Rápidamente el video se viralizó por la ciudad, por lo que los vecinos dieron aviso a las autoridades.

La investigación fue realizada por personal de la Seccional Nº 18, quien allanó una casa del Bº Jorge Gottau y apresó al individuo, merced a la orden refrendada por el juez de Control y Garantías, Rodolfo Améstegui.

Trascendió que el sospechoso sería José Luis Verón, de 23 años, a quien la fiscal Celia Mussi habría imputado por presunta “profanación de restos y propagación de enfermedades contagiosas”.

Captura de pantalla.

La madre de la joven aseguró en diálogo con El Liberal que “el hecho ocurrió días atrás. Mi hija y Verón fueron al cementerio para visitar al abuelo de él. Y Verón encontró una calavera en un pasillo del cementerio”. Además dijo que, “fueron viralizadas por la gente. Mi hija no hizo nada malo y se entendió mal. En los fondos del cementerio, suelen tirar restos de difuntos. No fue solo la calavera. Pensamos que son restos de muertos de muchos años”.

La fiscal quiere establecer cómo fue que una calavera terminó en manos de un joven y para eso pidió informes a los responsables del cementerio y la intervención de peritos de la División Criminalística. También pretendería conocer la identidad de la víctima expuesta en el video.

Según trascendió, Verón tenía antecedentes por robo y será indagado por este hecho en las próximas horas. De existir una condena, podría recibir una pena de dos a seis años de prisión.




Comentarios