Se trata de una carta que escribió cuando aún estaba embarazada. La pequeña se encontraba con vida cuando nació y murió producto del abandono.


Semanas atrás se conoció un caso aberrante, donde una joven madre dio a luz y arrojó al bebé al basural municipal de Forres. Se dieron a conocer detalles de la causa.

La Unidad Fiscal de Violencia de Género e Intrafamiliar representada por la Dra. María Ximena Jerez solicitó la prórroga de la detención para la mujer.

La Fiscalía determinó a través de las pericias médicas que el bebé había nacido a término y falleció por falta de alimentación, es decir a raíz del abandono.

La Dra. Jerez expresó que la investigación cuenta con importantes evidencias en contra de la acusada de acuerdo a lo manifestado en El Liberal. Entre ellas existe un papel secuestrado en su casa donde la joven escribió: “Quiero perder esto que fue un error en mi vida por ser tan pelotuda. Si me daba cuenta, esto no me iba a pasar y hoy iba a ser tan diferente tantas cosas. Pero mañana va a cambiar, mañana hago el intento de perderlo por mis propios medios”, cita el texto.

Por su parte, el abogado defensor de la acusada solicitó la excarcelación ya que la joven no tiene antecedentes y no está acreditado aún que la bebé hallada sin vida sea su hija. El letrado sostuvo que son “simple presunciones”. 

La jueza de Control y Garantías, Dra. Roxana Menini, tras escuchar a las partes hizo lugar al pedido de la Fiscalía, y ordenó la detención de la acusada por 15 días más.

El informe enviado por las médicas del Centro Asistencial Banda indican que cuando la paciente ingresó al nosocomio manifestó que el supuesto aborto se había producido el día 14 de enero. Este se contradice de manera tajante con las lesiones que la joven presentaba en la zona de la vagina. También una ecografía que le realizaron expone que la joven madre tenía el “útero de tamaño aumentado, en la cavidad uterina había restos ovulares con pérdidas hemáticas y una hemorragia compatible con un parto”.

El próximo 14 de febrero se realizarán extracciones de ADN a la mujer para que sean cotejadas con las muestras extraídas del cordón umbilical y la placenta secuestrada el día del hallazgo de la bebé.




Comentarios