Una mujer de La Pampa asegura que, tras ser abducida, quedó embarazada de un extraterrestre

Mujer de La Pampa asegura estar embrazada de un extraterrestre.
Mujer de La Pampa asegura estar embrazada de un extraterrestre.

La pampeana en noviembre del 2021 denunció haber sido secuestrada por los aliens, y producto de ese encuentro habría quedado embrazada.

Irma Rick aseguró que una luz la teletransportó el 16 de noviembre del año pasado en la localidad pampeana de Jacinto Arauz. Luego de una incesante búsqueda que duró varias horas, la policía la encontró en el Meridiano Quinto, y la mujer dijo haber sido abducida. Ahora, asegura estar embrazada de un extraterrestre.

A tres meses de “haber sido secuestrada por los aliens”, la pampeana informó que podría estar gestando un alien luego de ese encuentro que habría mantenido con los seres de otros planetas. Según detalló La Brújula 2, Rick se realizará varios estudios y ecografías para verificar sus síntomas.

“Estoy embarazada de un extraterrestre”, afirmó. Irma contó que es una “pobre vieja que labura en el campo” y tiene muchas cosas para contar. Lo sospechoso, según relataron, es que la señora pidió que le den dinero para dar la nota.

“Estoy haciéndome estudios porque puedo llegar a tener un embarazo del extraterrestre. No pido mucho, tengo que hacerme un montón de cosas, pido que me ayuden un poco. Mañana tengo que hacerme ecografías y esas cosas. Supuestamente quedé embarazada cuando ellos me llevaron”, agregó la pampeana.

Irma Rick es la pampeana que supuestamente abducieron los aliens y quedó embazada.
Irma Rick es la pampeana que supuestamente abducieron los aliens y quedó embazada. Foto: Captura de video

Después confesó que no tiene panza, pero siente molestias y que debe consultarle a la fiscal, quien no quiere que Irma hable mucho sobre el tema. “Ni si quiera se yo como explicarlo”, sostuvo la mujer en diálogo con Crónica Tv; y detalló que todo pasó cuando su marido se fue y ella se disponía a desayunar.

Recordar, recuerdo muy poco. Lo que si el teléfono comenzó a interferirse, la luz se cortó; caminé hasta afuera y de ahí no recuerdo más nada. No vi luz, ni nada, solo escuché un viento fuertísimo”, sostiene la mujer.

Al mismo tiempo, insistió en que no podía distinguir si era de día o de noche. “Veía una cantidad de luces y todo blanco. La claridad no me dejaba abrir los ojos”, recordó.

Temas Relacionados