En la tarde de este lunes, vecinos que transitaban el lugar dieron cuenta sobre la aparición de cientos de carpas muertas en la orilla del cuenco norte de la laguna Don Tomás.

Ante el fenómeno, la encargada de la Dirección de Investigación Hídrica de la Secretaría de Recursos Hídricos del Gobierno de La Pampa, Pamela Pratts, le explicó a La Arena que la mortandad se dio porque “es un cuenco donde disminuyó mucho el pelo de agua debido a la alta evaporación, lo cual hace que aumente la salinidad en forma considerable y en corto tiempo, y disminuye el oxígeno”.

Las altas temperaturas registradas en los últimos días y la evaporación del agua generó la elevada salinización y disminución de oxígeno. Al respecto, la especialista agregó que también contribuyó la poca profundidad del cuenco y que las especies son de agua dulce, por lo que el aumento abrupto la salinidad provocó su muerte.

En el marco del convenio de Monitoreo de la Cuenca Hídrica Don Tomás, Bajo Giuliani y Áreas de Conexiones Hidricas suscripto por la Secretaría de Recursos Hídricos, la Universidad Nacional de La Pampa y la Municipalidad de Santa Rosa, este martes personal de la Dirección de Investigación Hídrica y de la Dirección de Protección Ambiental del municipio realizaron un muestreo del agua para estudiar el fenómeno.

Personal técnico recogió muestras de agua para su estudio (La Arena)

Omar Del Ponti, especialista de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la Universidad Nacional de La Pampa e integrante del equipo que participa dentro del convenio de Monitoreo firmado recientemente, detalló que en esta época del año, las carpas se encuentran en reproducción, situación que las hace más sensibles y especialmente vulnerables.

Los estudios determinaron que el agua del cuenco norte presenta al día de la fecha una salinidad de 5.220 miligramos por litro, una conductividad de 8.700 microsiemens por centímetro y un potencial de hidrógeno (pH) de 9.36. En tanto, personal del Municipio realizó la limpieza de la zona recolectando los ejemplares muertos.