Lo confirmó la jefa del Banco de Sangre del Hospital Lucio Molas, Ana Paula Portalez.


Hasta el momento, se sabe que las personas que se han recuperado de Covid-19 desarrollan en la sangre defensas naturales contra la enfermedad (anticuerpos), los que se encuentran en una parte de la sangre llamada plasma.

El Consejo Provincial de Bioética del Ministerio de Salud autorizó el uso de plasma para los pacientes en estado grave por la enfermedad. El plasma de la sangre de los pacientes recuperados es el donado y el que se utilizará para los pacientes que califiquen para su administración.

La médica hematóloga y hemoterapeuta Ana Paula Portalez, jefa del Banco de Sangre del Hospital Lucio Molas, contó que La Pampa está dentro del protocolo nacional para el uso de plasma.

“Desde el momento que se aprueba el protocolo de acceso extendido a pacientes nuestros, y como en nuestro Banco de Sangre aún no contábamos con plasma de donantes recuperados, pedimos a Nación la posibilidad que nos presten de otra jurisdicción, entonces lo hicimos a Bahía Blanca, que también tienen un protocolo para uso de plasma”, explicó la médica.

Respecto al uso del plasma, el hematólogo Nicolás Marquesoni, de General Pico, entrevistado por Vía Santa Rosa, aclaró que “no estamos hablando de una vacuna, que es una inmunización pasiva, es decir que se está estimulando la respuesta de una persona para que no se enferme. Esto es una inmunización activa, porque el paciente ya está enfermo y el profesional le pasa los anticuerpos a través del plasma“, dijo.

Portalez indicó que en La Pampa son dos los pacientes que se encuentran internados y que califican para recibir plasma, “porque no lo puede recibir cualquiera, y los pacientes y familiares tienen que estar de acuerdo”, confirmando que una vez llegado el plasma a la ciudad de Santa Rosa, fue aplicado a estos dos pacientes.




Comentarios