El Gobierno provincial anunció este lunes la firma de un acuerdo para habilitar actividades presenciales en universidades de Santa Fe. En el marco de la pandemia de coronavirus se consensuaron restricciones y advirtieron que la autorización está sujeta “al desarrollo de la situación epidemiológica”.

Los ministros de Trabajo y de Salud, Juan Manuel Pusineri y Sonia Martorano, suscribieron el documento en cuestión junto a rectores de establecimientos públicos y privados. De esta manera se abre la puerta para volver allí a realizar tareas de investigación, así como reactivar “talleres, laboratorios y/o trabajos de campo”. También se mencionan” actividades de transferencia, prácticas de laboratorio y prácticas supervisadas”.

La resolución comprende labores administrativas, trabajos de mantenimiento y limpieza, siempre y cuando se cumplan las medidas de seguridad e higiene para prevenir el contagio de COVID-19.

La habilitación se extiende a actividades que se realicen tanto en los domicilios de las universidades, facultades y sus sedes como así también las que se desarrollan en otras dependencias. Según se informó, la medida busca “permitir el retorno de miembros de la comunidad académica a sus lugares de trabajo, respetando los protocolos de bioseguridad establecidos” por la pandemia de la Covid-19.

Las casas de estudio comprendidas en el acuerdo son las universidades de Rosario; Litoral; UTN; Rafaela; Católica de Santa Fe; y las representadas por el Consejo de Rectores de Universidades Privadas (CRUP).