El gobierno provincial, a través del decreto Nº 143 firmado por el gobernador Omar Perotti, dispuso que las agentes mujeres e identidades feminizadas de la Administración Pública Provincial quedarán desobligadas el lunes 8 de marzo de sus tareas habituales.

El objetivo de dicha resolución es facilitar su participación en las distintas actividades organizadas por el colectivo de mujeres, las organizaciones sociales y sindicales y la Secretaría de Estado de Igualdad y Género de la Provincia. Quedan excluidas de dicho decreto aquellas personas que se encontraren afectadas a garantizar los servicios esenciales y la seguridad pública.

Entre sus fundamentos, el decreto N°143 describe que la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), invitó a los Estados miembros a instituir, de acuerdo a sus tradiciones históricas y costumbres nacionales, un día del año como “Día de las Naciones Unidas para los derechos de la mujer y la paz internacional”, al cual se adhirió Argentina en 1983.

También, que el movimiento de mujeres en el país y, en particular, en la provincia de Santa Fe, se ha caracterizado “por su fuerte crecimiento, impronta y trabajo en pos de lograr la igualdad. Por la pluralidad democrática, la multiculturalidad y la multigeneracionalidad que lo atraviesa. Y que tal trascendente ascendencia social y política ha construido las bases que permiten, como nunca antes, construir igualdad de oportunidades y erradicar la violencia”.

En ese contexto, el Día Internacional de la Mujer “se ha institucionalizado como un día que invita a la reflexión colectiva, visibilizando problemáticas pasadas y actuales de las mujeres, en pos de poder garantizar la plena efectividad de sus derechos hacia el futuro, pero comenzando por el presente”.