El subsecretario del Servicio Penitenciario, Héctor Acuña, habría arremetido contra agentes que le pidieron identificación cuando se encontraba en su auto con una mujer. Él denunció malos tratos.


El subsecretario del Servicio Penitenciario provincial, Héctor Acuña, quedó envuelto en una polémica por un control policial al que se vio sometido. El importante funcionario había sido encontrado en un auto junto a la mujer de preso, y se habría ofuscado al ser abordado por los agentes, a los que pidió identificación y habría ido a buscar luego a la comisaría. Sin embargo él denunció que todo fue una operación mediática.

El hecho ocurrió en la madrugada del sábado en Misiones al 7500, en la zona norte de Santa Fe capital. Un móvil policial que realizaba controles por la cuarentena lo paró y le pidió la documentación. Una versión señala que quien lo acompañaba era la mujer de un convicto, algo que él negó. “Es una mujer de 62 años a la que quiero como a mi madre, que milita hace 20 años con nosotros, que en su momento tuvo a alguien preso pero ahora no”, aclaró luego el ex legislador.

Cárcel de Las Flores donde se había dirigido Acuña (@rubellato)

El agente le pidió la documentación, y Acuña se la entregó y le explicó que era funcionario. Sin embargo, de acuerdo al peronista fue maltratado por el efectivo. “Tengo permiso para circular, me acaban de llamar, este auto es oficial, te mostré los papeles del auto. No hay nada que ocultar, yo te di toda la información, me gustaría saber quién me entrevista; me dio el nombre, lo anoté y de ahí me fui al penal de Las Flores a organizar las guardias. Se puede constatar a qué hora entré, salí aproximadamente 1.30 de la mañana, porque tengo que esperar que se cierren los pabellones para reunirme con los celadores”, relató.

Luego indicó que efectivamente fue al Comando y le preguntó datos sobre el móvil que estuvo a esa hora en el lugar que lo pararon y quiénes son los nombres. “Le digo a la mujer del comando que deje en claro que yo no tengo quejas sobre el personal, por favor le pido, porque yo soy respetuoso del personal policial, nunca ‘chapeé’, sólo me identifiqué, porque es el justificativo que tengo yo de por qué circulo”, dijo Acuña, aunque otras versiones indican que llegó muy enojado y pidiendo explicaciones sobre la razón que lo controlaron.

Control policial

“La mujer no tiene ningún familiar preso y en segundo lugar, estaba en la vereda estacionado, no es que yo venía circulando y en tercer lugar, había gente en la vereda, dejar la sensación de que yo estaba intimando con una mujer, más allá de que es un acto privado de la vida, no es un buen gesto de un funcionario, hasta sería reprochable”, sostuvo.

“Para la gente que se pregunta por qué ese horario (al que se dirige a Las Flores), es porque hasta las 23.30 los internos están dentro del pabellón, pero no de su celda, a esa hora cada interno entra, se traba su celda y queda cerrado el pabellón, entonces vos podés llamar al celador para que venga a la reunión, por eso el horario, voy siempre a esa hora y pueden constatarlo”, detalló el subsecretario del Servicio Penitenciario y consignó Sin Mordaza.

“Todo es cierto, había una mujer sentada ahí, que tiene nombre y apellido, que me conoce porque voy siempre, pero yo no traté mal al personal, no ‘chapeé’ y no hice nada fuera de la ley, solo fui a cumplir con mi deber y organizar la guardia. Las operaciones mediáticas tienen un límite”, cerró Acuña.




Comentarios