A raíz del nuevo faltazo a los entrenamientos, la dirigencia sabalera decidió apartar al problemático futbolista del plantel.


Desde que Brian Fernández llegó a Santa Fe es noticia por los continuos faltazos a los entrenamientos, con argumentos cuanto menos extraños y muy poco claros. Ante esta actitud del problemático futbolista, que ya ha tenido serios inconvenientes por doping, Colón lo apartó y podría rescindirle el contrato.

Fernández volvió a faltar este martes al entrenamiento que se desarrolló por la mañana en el Predio Ciudad Fútbol de cara al importante duelo que tendrá el sabalero ante Defensa y Justicia. Esta vez la excusa fue haber sido víctima de un supuesto violento robo, el cual no costa en ninguna denuncia policial.

Brian Fernández este martes no estuvo en la práctica matinal de Colón. (Archivo)

Cabe recordar que el jugador venía de protagonizar un incidente similar la semana previa a la reanudación de la Superliga, cuando no fue a entrenarse porque supuestamente estaba amenazado de muerte por parte de allegados. Luego llegó el debut con Banfield y su actuación fue lamentable.

Este martes debía volver a las prácticas y dijo haber sido asaltado por hinchas de Unión que le habrían robado un costoso reloj y apedreado su camioneta tras amenazarlo con un arma de fuego.

Además, dijo sentirse acosado permanentemente desde que arribó a Santa Fe. A partir de esto, analizaría irse de la entidad. Mientras tanto, los dirigentes lo apartaron del plantel y en las próximas horas podrían rescindirle el contrato.




Comentarios