Desde el Municipio sanrafaelino alertaron sobre la presencia de podadores que se hacen pasar por empleados de la comuna.

Los obreros falsos exigen alrededor de $1.500 pesos por hacer la tarea.

Por medio de un comunicado, desde la comuna indicaron que "en los últimos días se detectó la presencia de personas que se presentan como empleados municipales y ofrecen podar árboles en distintos barrios de la ciudad".

Según los reclamos que recibieron en las oficinas municipales, estos falsos empleados "a cambio del servicio exigen un pago entre $1.000 y $1.500".

Ante esta situación, desde la Municipalidad aclararon que la poda del arbolado público "le corresponde a personal de Espacios Verdes y está incluido en el servicio de alumbrado, barrido y limpieza que los sanrafaelinos contribuyen a través del pago de tasas".

"Si observa o recibe este tipo de ofrecimientos, no dude en avisar al 911, porque no son empleados del municipio", cerró el comunicado.