El conductor del coche huyó, el joven se encuentra en grave estado.


El adolescente de 14 años continúa grave por las heridas que sufrió ese día, cuando la moto que conducía su hermano fue embestida por un automovilista que, tras atropellarlos, no se detuvo a auxiliarlos, sino que huyó y, luego, se presentó voluntariamente en una dependencia policial.

Apenas fue ingresado en el área de Pediatría del hospital, el menor fue operado “por un fuerte golpe en el bazo”, además de sufrir fracturas en numerosas costillas, informó una fuente policial. Pero a 24 horas de esa cirugía fue intervenido quirúrgicamente por segunda vez. Según trascendió del mismo informante, los especialistas tuvieron que extraerle el bazo. Pero su estado todavía era reservado porque tiene ambos pulmones y el hígado perforados.

El accidente por el que está en ese estado sucedió alrededor de las 5:45, en Zabala Ortiz y Bolivia. Cuando el personal de turno de Accidentología Vial llegó, en la esquina del siniestro ya trabajaban policías de la Comisaría 9ª. Los de esa seccional les informaron que, según los datos que recabaron hasta entonces, un auto y una moto habían chocado y el conductor del coche había escapado.

También les dijeron que los familiares de los jóvenes que viajaban en el rodado menor se habían allegado y llamaron a una ambulancia. Una vez que arribó la unidad del Sempro, a cargo del médico Leonel Aguilar, trasladaron al menor, que iba de acompañante en la moto, al policlínico.




Comentarios