El hecho sucedió a la vera del río en Potrero de los Funes. El padre de la menor dijo que el acusado quería jugar con ella al "chuchu", poniéndole sus manos en la cintura.


El domingo a la tarde en la costanera del río en Potrero de los Funes, a 24 kilómetros de la ciudad de San Luis, un hombre fue golpeado por los vecinos luego de que supuestamente intentara abusar de una niña de 5 años. 

El hecho fue filmado por un teléfono celular y viralizado el domingo por la noche, en donde se podía apreciar el ataque al hombre por parte de otros, mayoritariamente jóvenes y mujeres que lo insultaban: “Que lo maten, hay que filmarlo para que vean que los chicos no le pegaron porque sí”.

Desde Relaciones Policiales informaron que el padre de la menor fue a las 21 a la Comisaría 33ª y radicó la denuncia escrita contra el sospechoso de 34 años.

Así quedó el hombre tras la golpiza.

El denunciante dijo que estaba paseando junto a su familia en la localidad del Potrero de los Funes. Su hija de 5 años jugaba con otros menores de similar edad en la zona de la Costanera El Arenal, se cruzaron al otro lado del río, pero a la vista de sus padres.

Pero al cabo de unos minutos, la niña volvió y comentó que un señor quería jugar con ella al “chuchu”, poniéndole las manos en su cintura.

En esa situación “el padre de la niña decidió junto a otras personas fueron recriminarle al desconocido la actitud evidenciada para con la nena” y terminaron agrediéndolo físicamente.

La Policía intervino y detuvo al sospechoso (que tiene domicilio en la capital puntana) por averiguación de antecedentes y medios de vida, mientras el padre de la niña hacía la denuncia en dependencias policiales.

El acusado fue arrastrado por varios hombres y en la filmación aparece con su con su ropa rasgada y la cara ensangrentada por lo que fue internado en el Hospital San Luis.

El sospechoso tienen una costilla fisurada y un pulmón perforado, entre otras lesiones, y está internado en el área del shockroom del Hospital San Luis.

“Al parecer un grupo de personas lo golpearon en un camping o un sitio de estas características. Supuestamente estaba bajo los efectos del alcohol o alguna sustancia, y quería jugar con unos niños al ‘chuchuchu’ o una cuestión así”, comentaron testigos a El Chorrillero.

Tomó intervención en el caso personal de la Comisaría 33° y el Juzgado Contravencional N° 2 de la provincia.

Según informó El Diario de la República, por recomendación de un psicólogo de la Comisaría de Atención a la Niñez, Adolescencia y Familia (CANAF), ex Comisaría del Menor, la niña sería entrevistada en Cámara Gesell.




Comentarios