La tarde del martes se vio abarrotada de gente asistiendo a los vacunatorios dispuestos  por la Municipalidad de San Francisco, el operativo era dirigido a personas mayores de 50 años con terceras dosis, esta situación deja la clara pauta  de interés  de la sociedad por vacunarse, realizando largas colas en  inmediaciones del Superdomo.

El operativo dio inicio alrededor de las 19 para mayores de 60 años que cumplían los requisitos, desde las 20, la vacunación estaba dirigida a personas entre 55 y 59 años, que en este caso debían haber cumplido cinco meses desde la segunda dosis. Y a partir de las 21 personas entre 50 y 54 años, también con cinco meses de diferencia cumplidos tras la segunda dosis.

Sumado a la largas fila, se juntó otra de autos para Autovac sobre el pasaje Champagnat, esta es para personas que no pueden asistir por sus medios y tienen que vacunarse desde vehículos, presentándose así  más personas de lo estipulado, contando las que no cumplían con la edad o el intervalo con la segunda dosis, generando una cantidad superior a la esperada.