Finalizó el fin de semana largo de Semana Santa, y en Salta dejó un balance positivo en el turismo. Especialmente, en la Capital salteña se registró un impacto económico positivo de alrededor de $ 45 millones. El pico se registró el Viernes Santo, pero durante todo el fin de semana largo hubo un promedio de ocupación de 71,14 %.

Entre los visitantes y turistas, la mayoría viajó desde las provincias litorales del norte y desde el centro del país, con grupos de amigos y familiares que buscaban aprovechar el momento antes de que se desplieguen nuevas restricciones. Fernando García Soria, el secretario de Turismo y Cultura municipal, aseguró en fuentes oficiales que este resultado muestra que vale la pena continuar el trabajo responsable para reactivar el turismo, poniendo siempre la mayor prioridad en el cuidado de la salud para mantener esta actividad que genera muchos puestos de trabajo.

El balance positivo demuestra que vale la pena continuar reactivando el sector.Municipalidad de Salta

Los epicentros turísticos de la capital mostraron movimiento, gracias a Semana Santa y el feriado por Malvinas. En el monumento a Güemes familias se sacaban fotos, mientras en la esquina los artesanos terminaban la mañana de trabajo. Especialmente, tuvieron gran demanda el jueves, y notar la presencia de muchos turistas especialmente del Chaco, además de Mendoza, Buenos Aires, San Juan, La Pampa, La Rioja, Corrientes, Misiones y Mar del Plata.

La extensa campaña turística organizada por Provincia bajo el lema “Semana Salta” que recorrió Tucumán, Córdoba y Buenos Aires dio frutos, como se pudo ver por ejemplo en la concurrencia al Teleférico. La demanda en este atractivo fue constante, como sostuvo Martín MIranda, el administrador público, con un pico especialmente el sábado. Explicó que los hoteles estuvieron casi completamente ocupados, siendo un fin de semana sobresaliente en cuanto a actividad turística. Por otra parte, las zonas de mayor turismo emisivo siguen siendo las mismas que antes de la pandemia, es decir un 70 u 80 % del centro del país.

El balance positivo demuestra que vale la pena continuar reactivando el sector.imagen ilustrativa

Se evidenció también una gran presencia de grupos de amigos de distintas provincias, no solamente familias. Algunos de ellos resaltaron los precios accesibles que encontraron. Los artesanos del monumento a Güemes pudieron volver a respirar tras meses sin trabajar. Coincidieron en que pudieron juntar algo de dinero, pero destacaron que se trató de un turismo más bien “gasolero”.