Un reciente informe de la FIRA posiciona a la ciudad en segundo lugar después de Corrientes, en materia de precios de alquiler.


El panorama inmobiliario está lejos de ser alentador: con la crisis, la pérdida de poder adquisitivo, y el desfasaje entre los sueldos y los precios de alquiler, el sector se encuentra con poco movimiento en Salta.

Si bien este es el caso, los precios de los alquileres continúan subiendo y muchas familas optaron por volver a las casas de sus padres o abuelos, congregandose distintas generaciones en una sola vivienda.

De acuerdo a un informe de la FIRA (Federación Inmobiliaria de la Argentina), los inquilinos de la ciudad de Salta se encuentran entre los que pagan los precios más altos del país, sobretodo en unidades básicas.

El estudio se realizó en enero, y abarcó 15 jurisdicciones entre las que se encuentra Salta. El promedio de alquiler por una unidad básica de un dormitorio y 40 m2 aproximadamente, el precio se encuentra en un promedio de $ 9.500, el segundo más alto del país, ubicado por debajo de Corrientes, donde el precio por la misma unidad ronda los $ 11.000.

La unidad de dos dormitorios con 60m2 aprox. ronda en la ciudad los $12.700, en cuarta posición con respecto a Santa Fe ($ 13.000), Córdoba ($ 13.000), y Corrientes ($ 15.000).

Informe FIRA 2019.

Por otro lado, las casas tipificadas para clase media, de entre 80 y 100m2, ubicados en la periferia de la ciudad tienen precios más competitivos en comparación, rondando el promedio en $ 13.300, y ubicado en el ranking de las 15 locaciones en el puesto 10, con respecto a las otras jurisdicciones.




Comentarios