Desde este lunes rige una nueva disposición de acceso al servicio de colectivos. Al personal de salud y seguridad, se suman los usuarios exceptuados de la cuarentena.

La medida alcanza a personas que trabajan en talleres mecánicos, gomerías y venta de productos alimenticios. También a quienes puedan comprobar que tienen turno para realizar algún trámite en el banco (deben llevar el comprobante).

"Las personas que están dentro de las nuevas excepciones tienen que tener el permiso de circulación firmado por el titular de la empresa donde trabajan, además portar su DNI, pasar su tarjeta de pago y usar barbijo", aclaró el gerente general de SAETA, Claudio Juri.

También se aumentó a 105 la cantidad de inspectores que están en la calle verificando el cumplimiento de las nuevas medidas. Además de efectuar controles sobre la documentación, inspectores y policías comprueban que los pasajeros cumplan con el uso de barbijo y que no se supere la cantidad de usuarios por unidad.