Los propios creadores de las redes sociales explican su negocio y queda expuesto el lado oscuro de esta lógica mercantilista.


Un nuevo documental disponible en Netflix devuelve al centro de la discusión un tema recurrente: las redes sociales y su relevancia en nuestras vidas. “El dilema de las redes sociales” expone la variedad de peligros que estas plataformas representan en el mundo actual.

Dirigido por Jeff Orlowski, el film muestra los fundamentalismos que promueven los algoritmos de las redes, pasando por las “fake news”, la posverdad, las sociedades polarizadas, hasta la manipulación de la opinión pública, los peligros del Big Data, la erosión de las democracias, la alta tasa de suicidio adolescente.

Jeff Orlowski, director del documental “The Social Dilemma”(EFE/ Netflix)

De esta forma, el director intercala una situación ficcionalizada (sobre cómo el mal uso de las redes sociales afecta en la comunicación en una familia) con una sucesión de jugosas entrevistas a súper expertos en la materia, desde psicólogos sociales hasta ex empleados de las redes sociales más populares: Tim Kendall, ex-director de monetización de Facebook; Jeff Seibert, ex-jefe de producto de consumo de Twitter; Justin Rosenstein, coinventor de las páginas de Facebook, y muchos más.

La producción cumple en abrir el paraguas y dar variedad de perspectivas, aunque todo quede muy en la superficie de la cuestión. Aun así, sirve para sembrar la alarma y deja el camino abierto para que los usuarios se interroguen más cosas y profundicen en la arista que más deseen.

En el fondo, el documental saca a la luz la forma en que estas empresas monetizan los datos de sus usuarios y cómo todos los peligros que apunta se deben a la lógica mercantilista de la comunicación digital.

Uno de los aportes más interesantes de este documental, que comparte el tono apocalíptico con muchos otros de su clase, es el colofón que vemos mientras pasan los créditos al final: cada especialista sugiere de qué forma podemos evadir la lógica del sistema o, al menos, humanizarlo un poco.

Por Daniel Arias Fuenzalida.

​*Este texto fue publicado originalmente por Los Andes. Se reproduce aquí con la autorización correspondiente.


En esta nota:

En casa Mega Show



Comentarios