La ministra de Salud de Santa Fe, Sonia Martorano, afirmó este miércoles que Rosario tiene “cero ocupación” de camas críticas por coronavirus. De esta manera confirmó que después de 561 días no se reportan pacientes en terapia intensiva vinculados a la enfermedad.

//Mirá también: Se reportaron más muertes que casos nuevos de coronavirus en Rosario

A primera hora, la Asociación de Clínicas Sanatorios y Hospitales Privados de la ciudad había informado que ya no se registraban casos graves de COVID-19. La funcionaria añadió que los efectores públicos provinciales y municipales se encuentran en la misma situación pasado más de un año y medio de la declaración de la pandemia.

Dada la mejora sostenida de los indicadores epidemiológicos desde junio, la Provincia decidió empezar a centralizar la atención de personas con coronavirus en las instalaciones del Hospital Eva Perón en Granadero Baigorria. “Nos quedaban tres pacientes en el modular y ya pasaron a sala”, confirmó Martorano.

//Mirá también: Sólo el 3% de los test de coronavirus en Rosario dan positivos

Así como el sector de terapia intensiva al norte de Rosario quedó “libre”, en la provincia actualmente quedan 4 camas críticas en uso por COVID-19. De esta forma, la titular de la cartera sanitaria le confirmó a LT8 que en el sector de alta complejidad se redujo la demanda ligada a la pandemia.

La desaceleración de la curva epidemiológica desde mediados de junio a la par del avance de la campaña de vacunación tuvo su correlato en la cantidad de personas con coronavirus que requieren internación. Hasta la semana anterior había 102 plazas ocupadas en terapia intensiva.