Sostienen que la investigación avanzó luego gracias a la entrevista realizada en mayo a una de las víctimas.


Mientras la Justicia federal avanza en la indagatoria a parte de los presuntos miembros de una banda dedicada a la trata de personas en San Lorenzo, el Ministerio de Seguridad de la Nación amplió este miércoles los detalles sobre la investigación y aseguró que ya se habían realizado operativos en relación a la gravísima denuncia.

Luego del operativo que concluyó con el arresto de Miriam Soto, supuesta líder de la organización, voceros de la cartera ratificaron que la “Mamu” administraba el negocio montado sobre la explotación sexual de jóvenes y se encargaba de cobrarle a los clientes que pasaban por el drugstore ubicado sobre Oroño al 800.

A pesar de la detallada información sobre la operatoria de la red que también facilitaba la venta de droga, las medidas solicitadas por la Fiscalía federal de Rosario y la Protex (Procuraduría de Trata y Explotación) no habían tenido respuesta de parte del juez Marcelo Bailaque. Sin embargo, desde Gendarmería Nacional aseguran que a fines del año pasado ya habían realizado tres procedimientos en relación a la causa.

De acuerdo a las fuentes del Ejecutivo nacional, el operativo realizado el 15 de diciembre tuvo resultado negativo. Sin embargo, la pesquisa se destrabó en mayo a partir de la entrevista en cámara Gesell a una de las víctimas, quien ratificó las actividades por las que también se mencionan como encubridores al intendente Leonardo Raimundo y a la policía de la Unidad Regional XVII.






Comentarios