Militantes kirchneristas encabezaron este acto una concentración para conmemorar un nuevo aniversario del fallecimiento de Néstor Kirchner y como broche de otro, instalaron en las Cuatro Plazas un busto del ex presidente.

Lo particular del asunto es que el montaje de la figura no estuvo exento de críticas. Es que a la escultura le falta el  brazo izquierdo, el rostro luce con ojeras y está con el saco abierto.

Alrededor el busto hay polémica desde 2016 ya que el homenaje debía ser aprobado por el Concejo Municipal. De hecho una escultura similar se instaló el año pasado y luego tuvo que retirarse.

La figura instalada el sábado  originalmente tenía el brazo izquierdo en alto, que por decisión de alguien fue removido.