Adelaida Castillo fue interceptada por Gendarmería Nacional y presumen que la droga iba a ser enviada a Europa.


Un operativo antidrogas que comenzó al noroeste de Rosario concluyó con el secuestro de un importante cargamento de cocaína en el norte bonaerense. Entre las tres personas detenidas por el traslado se encuentra Adelaida Castillo, una presunta líder narco vinculada en la provincia de Salta al clan Loza.

El procedimiento que tomó estado público este fin de semana se llevó a cabo la noche del jueves, cuando Gendarmería Nacional interceptó un convoy de camionetas que había partido desde la comuna de Ibarlucea. La mujer de 58 años fue identificada por las fuerzas federales de seguridad a la altura de Ramallo, donde se advirtieron que ella y sus cómplices llevaban 382 kilos de droga.

Algunos panes tenían la foto impresa del futbolista peruano Raúl Ruidíaz. (La Nación)

El traslado ya estaba en la mira de la Justicia Federal salteña y a partir de la información obtenida sobre el viaje se ordenó el seguimiento de los sospechosos. El punto de partida de las tres camionetas fue una casa ubicada en la zona rural del pueblo santafesino, sobre el viejo camino a Funes. Sin embargo, fuentes consultadas por El Ciudadano plantearon como hipótesis principal que el material estupefaciente fue enviado inicialmente desde Perú con Europa como destino final.

Entre las cuestiones pendientes en torno a la causa se destaca no se pudo identificar a los dueños del cargamento. Los panes habían sido embalados y marcados con diferentes fotos, incluyendo la del futbolista Raúl Ruidíaz. La figura de Castillo como una de las presuntas narcotraficantes más buscadas del país asoma como un dato fundamental, pero en principio actuó como intermediaria para intentar sacar la cocaína del país.




Comentarios