La mujer ahora fue condenada por encubrimiento y cuestionan que no se haya considerado su condición de pobreza y violencia de género.


Fue revocado el fallo absolutorio a una joven en situación de pobreza, y maltratada por su pareja, que había sido imputada por robo. Advierten que se trata de un fallo que no contempla la perspectiva de género.

La Cámara de Apelaciones Rosario, presidida por Carina Lurati, e integrada por Georgina Depetris y José Luis Mascali, revocó el fallo que absolvía a Y., una joven en situación de pobreza, sin trabajo fijo ni hogar estable y víctima de violencia de género.

Esta mujer había sido llevada juicio oral por la supuesta comisión de un hecho de encubrimiento a comienzos del año pasado. En su momento, se había resuelto absolver a la joven. Sin embargo, la Fiscalía apeló y ahora se conoció la nueva sentencia que fue criticada por organismos como la Asociación de Pensamiento Penal.

“En una consideración que sorprende por la ausencia total de perspectiva de género, consideran que ‘el hecho de que fuera maltratada por su consorte de causa no le quita mérito al dolo, ni a la comisión del delito’, ignorando por completo la dificultad de tomar decisiones autónomas por quien se encuentra en contexto de sometimiento”, cuestionaron.

La joven sufre violencia de género por parte de su pareja (Foto: Ilustrativa)

Además se remarcó que luego de la absolución un año atrás, prácticamente no hubo área del Estado que se acercara a esta mujer para asistirla en todas las dificultades que enfrentaba, como la situación de calle, la falta de trabajo, la violencia de género que continuó sufriendo y las medidas impuestas por la Secretaría de Niñez respecto de sus hijos.

“Olvidaron por completo la obligación internacional del mismo de prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra las mujeres, de aplicar una justicia con perspectiva de género, fuera de todo estereotipo que genere nuevas violencias. Tal como ocurrió el 25 de Febrero de 2019, nuevamente el Estado se hace presente, pero únicamente en su faz punitiva, olvidando cualquier intervención constructiva y política pública para hacer frente a la vulnerabilidad de Y”, resaltaron.




Comentarios