Tenía 57 años y murió en el HECA a donde había ingresado en la madrugada.


Desde el Sindicato de Peones de Taxis de Rosario informaron este jueves la muerte de un chofer que había sido baleado cerca de las 5 de la mañana en la zona sur de Rosario.

El conductor, Gerónimo Tomás Escobar, de 57 años de edad, fue atacado en la esquina de Centeno y Callao, con un balazo de arma de fuego en el tórax.

Si bien fue internado en el Hospital de Emergencias Clemente Álvarez (HECA), el taxista ingresó en estado reservado y su cuadro se volvió irreversible.

Horas después de confirmada la muerte, la Fiscalía informó que los primeros indicios y testimonios recabados indicaron que la víctima fue abordada por dos personas no identificadas, y en Callao y Centeno, al momento en que dejaba un pasajero, por circunstancias que se investigan fue agredido con disparo armas de fuego.

Escobar logró escapar del lugar hasta una estación de servicio cercana en Ovidio Lagos al 3800 donde solicitó ayuda, allí brevemente dio testimonios de la mecánica del hecho antes de ser trasladado al HECA.

En el lugar el pasado 20 de enero un chofer también sufrió un violento asalto.




Comentarios