El sueño de la casa propia no se convierte aún en pesadilla pero está en ese proceso para un grupo de vecinos que llevan unos pocos meses de estrenar sus viviendas del plan Mi Lugar Mi Sueño 3, de la Municipalidad de Río Cuarto.

A pocos meses de estrenarse, las propiedades comenzaron a presentar problemas en algunos casos de gravedad, como en la casa de Gabriel Romo donde el tanque de agua se desplomó al ceder la base sobre la que estaba instalado, contó este lunes a diario Puntal.

Junto con él, otros vecinos hicieron públicos sus reclamos por notorios defectos de la construcción, con pisos cerámicos que se han roto, humedad en paredes por problemas de cañerías, mal drenaje de las cloacas y terminaciones deficientes.

Romo contó que su tanque se cayó en la noche del sábado con un ruido que los sacó de la tranquilidad: “nos dimos cuenta de que era algo del tanque inmediatamente, porque se escuchó el ruido del agua, que caía al patio. Nos asustamos mucho”, relató.

“Nos entregaron la casa el 23 de diciembre. No hace ni dos meses que estamos acá. Y tenemos otros problemas, como por ejemplo que el baño se llena de agua. Hemos reclamado varias veces, pero hasta ahora no lo resolvieron”, protestó el vecino.

En esa mima sintonía, la propietaria Noelia Azcurra denuncia problemas serios de cañería: “el problema que tuvimos fue en el baño, porque perdían las canillas y se nos filtraba el agua por entre medio de los cerámicos. Eso nos provocó humedad en la cocina. Nos arreglaron una parte, pero tenemos otra pared también brotada de humedad”, reclamó.

“Otro de los problemas es el de los cerámicos rotos, que les pasa a muchos de los vecinos. Es como si estuvieran mal pegados, porque se quiebran cuando uno los pisa. Informamos todos estos problemas, y todavía estamos esperando respuestas”, concluyó.