En base a las deudas que tiene la provincia con los prestadores de salud, las autoridades de la Federación Médica y la Asociación de Clínicas y Sanatorios dieron una conferencia de prensa para pedir una audiencia con el gobernador, Domingo Peppo. El referente de la Federación Médica, Armando Frangioli llamó a la reflexión por el "colapso de la salud en Chaco".

"Queremos llamar a que recapacite el gobernador de la provincia porque estamos comenzando a vivir el colapso de la salud en la provincia. Los magros aranceles, la falta de resolución de conflictos de vieja data, la falta de adaptación a la realidad de los precios de los insumos y de los medicamentos, nos han generado una situación de inminente colapso de la salud. Esto que parece un título catastrófico y es sólo el cimiento de la realidad", auguró Frangioli.

El referente explicó que financian la salud pública de la provincia con una demora en los pagos de más de 120 días. Las liquidaciones no se darían al 100% de las prestaciones y aseguró que algunas son del año pasado. "Estamos teniendo que afrontar el aumento de los insumos que ya toda la población conoce, agua, luz, impuestos, sueldos, cargas sociales y medicamentos", relató Frangioli. Y agregó: "Hasta ahora hemos podido llevar la situación a una atención casi normal, pero estamos reunidos porque hemos detectado que estamos incapacitados de poder brindar salud a la población".

Por último, sumó a la situación generada por la obra social provincial, el InSSSeP, la que "arrastra también al PAMI. La mayoría de nosotros atendemos el PAMI a través de una demanda judicial. Y los atrasos de pago de esta obra social también nos llevan a vivir esta situación. De resultar en un colapso va a ser para toda la población, lamentablemente", expresó. Según publicó Día por Día.