El gobernador de la provincia, Mariano Arcioni aseguró que no figura en su posibilidad dejar el cargo.


“Ni un minuto de mi tiempo le dedico a operaciones políticas que hablan de mi renuncia. No figura en mí esa posibilidad. Lo que dijeron los dos jueces de Comodoro es proselitismo. Habría que preguntarles a los abogados que opinan de ello y de algunos que han fracasado en la actividad privada, demostraron inutilidad y hoy ocupan cargos públicos” declaro el gobernador.

“Ni un minuto de mi tiempo le dedico a operaciones políticas que hablan de mi renuncia”.

Con respecto a los salarios, Arcioni aseguro que “congelamos salarios desde comienzos de año; empezamos el achique de planta, los ministerios se comprometieron a bajar más personal, significando que 280 personas no están más en relación de dependencia con el gobierno, a lo que hay que sumar la reducción de 40 contratos, la baja de comisiones y la reducción de horas cátedra en Educación. Son 600 millones de pesos anuales”.

Con respecto a la deuda nueva que contrajo con el Gobierno Nacional, el funcionario aseguro “nos venimos desendeudado con el Bodic 1 y 2 y la única deuda fuerte que queda es el Bocade de 50 millones de dólares. Estos 5.000 millones de pesos que el gobierno nacional aporta ahora es para afrontar y proyectar. Los 2000 millones del primer tramo se aprobarían pronto. A esto hay que sumarle el achique desde el Poder Ejecutivo”.

EL gobernador declaro que esta tratando de ordenar el daño estructural de años en la provincia.

El gobernador recalco que él no fue quien endeudo a la provincia y que esta tratando de ordenar el daño estructural de años en la provincia y agrego, “el aumento del 38 por ciento que se dio el año pasado a los trabajadores públicos”, calificando de “malicioso y mentiroso ese discurso de que no cuidamos los recursos del Estado. Todas las provincias dieron más aumentos. Eran los parámetros normales según los que nos tocó atravesar los cuatro años anteriores, que fueron un desastre. Hoy pagamos el mal uso de los fondos públicos. Pero así y todo hacemos hospitales y tenemos obras en ejecución que tendrían que haberse terminado con el bono de 650 millones. No merinos atrás. Estamos ordenando”.




Comentarios